miércoles, 25 de enero de 2017

Carta abierta a Juan Peirano Basso

Juan Peirano Basso


>>> Juan Peirano vive en Punta del Este

COSECHANDO AMIGOS 

Mie 25/01/2017

Apenas estuvo preso cinco años. Es el jefe de la banda que cometió la estafa más importante de los últimos 40 años. En el 2002 condenó a la pobreza a casi un millón de uruguayos. Ese año provocó el suicidio de unas 500 personas. Se quedó con unos 1.500 millones de dólares de ahorristas uruguayos, argentinos y paragüayos. Se llama Juan Peirano y lleva una apacible vida en Punta del Este.


http://audios.espectador.com/2017/01/23/cosechandoamigos170123.mp3

Juan fue el último de los hermanos detenido. Estaba preso en EE.UU desde el 2006 y fue extraditado a Uruguay en el 2008. En el 2011 la Suprema Corte de Justicia lo liberó “por gracia”. Poco antes de caer detenido se separó de su esposa Letizia Vejo.
Desde que lo liberaron vivió “de prestado”. Primero en la mansión de un reconocido despachante de Aduanas ubicada en Carrasco.
Después residió en otra importante casa del barrio Los Angeles (Francia y Parada5); más tarde en una chacra de José Ignacio, después en La Barra y ahora en plena Península, Rambla Gral Artigas, frente a Las Mesitas, la única casa con techo quinchado.
No tiene actividad laboral conocida y reside junto a su novia, una decoradora de interiores hija de un importante político belga.
Juan Peirano vive tranquilo, pasea por la rambla y va al super por las compras. En este informe les contamos como su familia logró impunidad para repetir la misma estafa 35 años después.


>>> Carta abierta a Juan Peirano Basso

miércoles 25 de enero del 2017

http://audios.espectador.com/2017/01/25/cosechandoamigos170125.mp3



"ESTUDIO MOYANO Y ASOCIADOS
ABOGADOS
 Av . Mcal Lopez 3794 Piso 4to. Edificio Citicenter
                                       Tel/Fax: (595)21-6207839. (1892).Asuncion. Paraguay.
                                                                                                                              Buenos Aires
                                                                                                                                 Asuncion
 Ate. Dr Juan Peirano Basso

De mi mayor consideración:

Reconozco que para usted ya debo ser molesto. Cada cierto tiempo escucha de mi y del trabajo que un grupo de profesionales hacemos. ¿Que pesado, no?
Recuerdo nuestro primer contacto en New Orleans, y luego en Tennessee. usted manifestó que tenia la mejor voluntad para solucionar el "problema" de nuestros clientes. En esa época usted era John Basso, aunque reconozco que su creatividad no fue muy lejos. Nos dejo esperando en dos reuniones. Recuerdo como hoy esa llamada en el 2006 donde nuestros asociados nos preguntaban que hacer frente a su actitud. Ahi usted supo que hablábamos en serio y en 24 horas fue detenido en Coral Gables. Luego supimos que México era su próximo destino. Quizás lo sea en otra oportunidad.
¿Se acuerda cuando mi colega lo fue a visitar a la cárcel de Miami? Lugar bastante feo por cierto, pero usted se mostraba tranquilo. Hasta lo recibió comiendo papas fritas, sin mostrar ni un ápice la voluntad de devolverle la plata robada a nuestros clientes. Usted repetía y repetía.., "Yo no tengo ningún bien..." y debo reconocer que era verdad. Pero luego supimos por las cuentas bancarias que abrió en el Legends Bank y otros que plata no le faltaba, y hasta liquidó su póliza de seguro en 550.000 dólares. Una pregunta entre nosotros Peirano...los viajes que hacía a Las Vegas, ¿no eran para jugar a la ruleta, verdad?
Pero supongo que las amistades que hizo en USA fueron muy productivas, Eduardo Rufo, que tan gentilmente le prestó su sótano en Clarksville para que usted se escondiera por un tiempo. O Robert Ramon o inclusive James Burke...¿usted sabía que Burke se asoció con su abogado Daniel Sellanes Mendoza en Uruguay?  Como puede un señor como Burke, que fue condenado por la justicia de EE.UU por fraude, asociarse a su abogado? ¿para qué?

Luego vino todo ese tema de la extradición a Uruguay y la cárcel y las declaraciones en la prensa. Es bueno volver al pago, pero no asi. Reconozco que no quería que eso sucediera así. Lo creía más inteligente. Someterse al escarnio y a la vergüenza pública...era fácil de evitarlo. Supongo que habrá creído que nunca eso iba a suceder...pero sucedió.

También creo que se equivoco en decir que no tiene ni plata ni activos. La verdad es que no le cree nadie. Hasta películas  en Rumania se financiaban con plata de nuestros clientes que usted no quiere devolver. Una pregunta ¿ que fue de aquella empresa china llamada Imusol Trading? Le cuento que muchos uruguayos saben que usted pone a sus amigos como dueño de los bienes que tienen. Se dan cuenta...

Reconozco que me sorprendió cuando metió a toda la familia en el embrollo. Sabrá que su ex Letizia y su hijo mayor están imputados por asociación ilícita y lavado de activos en Argentina. Pero no parece importarle mucho.

Y claro, como le va a importar, si hace quince años que no quiere asumir los hechos. Las deudas se pagan Peirano, por más que se esconda abajo de la baldosa, o en la casa de una amiga en Punta del Este, siempre va a haber gente que lo va a reconocer y que no está dispuesta a olvidar.

A esta altura se preguntará que lo motiva a "..este muchacho..." como alguna vez menciono. Amén de tener una sentencia en su contra por  17 millones de dólares que ejecutaremos ( obviamente ya no esperamos que lo pague voluntariamante), lo cierto es que hay varias motivaciones.
En primer lugar me motiva la indignación. Sepa que soy un católico comprometido y cuando empecé con el caso allá por el 2002, me indicaron que usted era un Caballero y una persona comprometida con la Obra de Dios. Adentro mio me dije...debe ser una persona honrada, solo que se habrá equivocado. Pero no, el equivocado era yo.

Después me dije, seguramente es una persona que de ninguna manera involucrara a su familia en su desgracia. Y devuelta me equivoque. Su ex con una sentencia de devolución de 16 millones y su hijo imputado. Nada, ni siquiera poner la cara.

Por último dije"...aunque sea por caridad..." Se acuerda cuando Elba Estevez Losino ( si!, aquella que le confío toda su plata), le pidió que aunque sea le vaya pagando de a poquito porque necesitaba dinero para solventar su tratamiento de diabetes...Pues bien, la señora falleció hace tres meses, luego de que usted a través de sus abogados ni siquiera le recibían las llamadas, ya que usted estaba "muy ocupado". A esta altura debo reconocer que ya no puedo actuar objetivamente...un gran dolor y rabia me envuelve con este asunto...¿Sabe lo que pasa Peirano?  Elba era mi amiga, y era una persona extraordinaria y extremadamente generosa. Y no pude solucionarle el problema que usted le generó.

Pero claro, el equivocado he sido yo, que he esperado algún gesto de caridad, de honorabilidad, de bondad hacia el prójimo. ¡Que iluso! Ahora sé que desde ese punto de vista puedo seguir esperando eternamente. El tema es que como le comente, no voy a esperarlo.

           Por lo pronto, rezaré por su alma, porque evidentemente lo necesita. Y si por esas cosas de Dios usted llega a arrepentirse, solo le pido al Señor que lo ponga bien lejos de mi. No sea que lo tenga que notificar de otra demanda...

Lo saluda cordialmente"


Dr. Mariano A. Moyano Rodriguez
Abogado


Algunos de los datos contenidos en esta misiva ya habían sido difundidos por el periodista Victor Carrato en La República el 21 de agosto de 2010. Los nombres mencionados por Moyano, son parte de la investigación de Carrato.

“Descubren empresa oculta de Peirano en Montevideo. Imusol Trading Suiza, empresa a cuyo nombre se habrían transferido U$S 500 millones en Suiza, tiene su similar en Montevideo. Se trata de Imusol Trading SA, creada el 23 de setiembre de 2002.
Su domicilio es Bulevar Artigas 76, apartamento 402. Su presidente es Edgar James Burke, condenado en los años 90 por fraude financiero, y presunto titular de la cuenta en Zurich.
El vicepresidente de Imusol Trading SA es el actual abogado de Juan Peirano Basso, el Dr. Daniel Sellanes Mendoza. Los datos surgen de información proporcionada por la Dirección General de Registros de Comercio de Uruguay”.


21 de agosto de 2010

Su domicilio es Bulevar Artigas 76, apartamento 402. Su presidente es Edgar James Burke, condenado en los años 90 por fraude financiero, y presunto titular de la cuenta en Zurich.
El vicepresidente de Imusol Trading SA es el actual abogado de Juan Peirano Basso, el Dr. Daniel Sellanes Mendoza. Los datos surgen de información proporcionada por la Dirección General de Registros de Comercio de Uruguay.
LA REPUBLICA informó sobre la ubicación de una cuenta bancaria en Zurich con U$S 500 millones a la que se habría transferido parte del dinero desaparecido en el Trade & Commerce Bank (TCB) de Gran Caimán creado por la familia Peirano. La cuenta habría sido habilitada a nombre de Imusol Trading Suiza, una de las empresas creadas por James Edgar Burke, presunto testaferro de Juan Peirano Basso y la cotitular sería Letizia Vejo Mailhos, ex esposa del banquero uruguayo. Imusol Trading Suiza es una de las empresas identificadas por los abogados que siguieron la pista de Peirano, luego de que el banquero huyera del Uruguay en 2002, tras el colapso del Banco Montevideo. A principios de este año se presentó ante la Dirección General de Registros de nuestro país una solicitud de información sobre la vigencia de la sociedad uruguaya Imusol Trading SA. El pedido de informes lo realizó el Dr. Mariano Moyano, abogado argentino que defiende los intereses de los depositantes de Uruguay, Argentina y Paraguay, a quienes les desapareció dinero en el TCB de Gran Caimán.
La solicitud lleva el número 123.384 y fue respondida por la citada Dirección con fecha 4 de marzo del corriente año. En ella se establece que la sociedad Imusol Trading SA fue creada el 23 de setiembre de 2002 como sociedad anónima, y el 29 de agosto de 2008 se acogió a la nueva Ley de Sociedades 17.904.
Imusol Trading es una sociedad adquirida a un estudio jurídico de nuestro país y fue originalmente creada el 15 de julio de 2002. Su número de RUC es 214 692 090 013, correspondiente al departamento de Montevideo. De acuerdo al régimen de la Ley 11.073, se trata de una sociedad anónima de acciones al portador, cuyo capital es de U$S 1 millón y con un plazo de duración de cien años. El 29 de agosto de 2008, la empresa se ajustó a la nueva Ley Nº 17.904. Su presidente es Edgar James Burke, con domicilio legal en Sarandí 690, apartamento 209, domicilio del estudio del Dr. Sellanes Mendoza. Su vicepresidente es el abogado de Juan Peirano Basso, el Dr. Daniel Sellanes Mendoza, Cédula de Identidad 2.604 572-5, con el mismo domicilio que el presidente. La sociedad Imusol también está registrada en Nueva Orleans, Estados Unidos, como Imusol Trading SA y Hope INC y en China, como Imusol Trading o Musol Group, una megacompañía que exporta desde tecnología y prendas, hasta alimentos. En el auto de procesamiento del fallecido Jorge Peirano Facio, realizado por el Dr. Pablo Eguren, se establecía: “No es posible pensar que el Dr. J. Peirano Facio, en febrero de 2002, en marzo de 2002, en junio de 2002 fecha de la intervención, en julio de 2002 fecha de la venta de dichas acciones, y al día de hoy, setiembre de 2002, no sepa o no pueda declarar en detalle, qué pasó con su patrimonio que según él mismo valía U$S 600.000.000 en febrero de 2002″. Justamente se hace entonces mención a la fecha de setiembre de 2002, la cual coincide con la creación de la sociedad Imusol Trading SA. El 17 de abril de 2002 fue constituida en Nueva Orleans, Louisiana, EEUU, la sociedad Imusol Hope INC. La fecha es coincidente con la debacle del Trade & Comerce Bank (TCB). Su domicilio es el de James Edgar Burke, 2002 Palmer Street. En ella figura Roberto A. Ramón, otro de los presuntos testaferros de Peirano.
La sociedad Imusol SA. INC. Fue registrada en Nueva Orleans, Louisiana, EEUU, el 10 de agosto de 2003. Su domicilio figura como 1100 Poydras Street, Ste. 1410. El agente que la registró es Lee W. Rand, con domicilio en 210 Baronne Street, Nueva Orleans. Figura como su representante, Roberto A. Ramón, cuyo domicilio legal es el mismo que el de la sociedad. Sin embargo, el permiso de esta sociedad fue revocado el 15 de febrero de 2007.

El abogado Mariano Moyano hizo el anuncio, según lo consignó el diario paraguayo “Ultima Hora”. Según él buena parte del dinero de los ahorristas fue a parar a varias empresas habilitadas en EEUU, China y Uruguay donde aparecen personas como socias o titulares que serían testaferros de Juan Peirano Basso, actualmente detenido en nuestro país. El letrado pretende lograr la extradición a Paraguay de los presuntos testaferros, entre los cuales figura su actual abogado, y su procesamiento en ese país.
Mariano Moyano, miembro del Opus Dei, al igual que la familia Peirano, es abogado de un grupo de ahorristas de distintas nacionalidades y miembro del estudio jurídico Moyano & Asociados, un bufete argentino­paraguayo que viene investigando las acciones de Juan Peirano desde que este se fugó de Uruguay, a mediados de 2002, luego de la quiebra fraudulenta de la mayoría de las empresas financieras y comerciales del grupo, que operaban en Argentina, Paraguay y Uruguay.
La pesquisa empezó con Edward R. Rufo, el hombre en cuya casa se refugió Peirano durante los cuatro años que estuvo oculto en EEUU.
Rufo aparece como presidente de las firmas Verites INC y Freedom Pass, registradas en el estado de Louisiana. En esta última figuran como socios James Edgar Burke, condenado por fraude financiero, y Roberto A. Ramón.
James Edward Burke es un delincuente procesado por lavado y cumplió una condena de 5 años en prisiones de EEUU.
Ramón también registró otras dos compañías: Imusol Trading SA y Hope INC, ambas en Nueva Orleans. En Hope figura como socio James Edgar Burke.
Burke también constituyó una compañía, la F-Pass, en la que aparece como socio Juan Peirano Basso.
Burke aparece en el enramado de empresas como el principal operador de Peirano. En China creó la empresa Imusol Trading o Musol Group, y en Montevideo registró la misma compañía, incluyendo como vicepresidente a Daniel Mendoza Sellanes, nada menos que el abogado de Peirano, según informa el diario paraguayo.
Contra estas personas Moyano pedirá la extradición para que sean juzgadas por la Justicia paraguaya. El objetivo final es descubrir a dónde fueron a parar los fondos de los ahorristas del TCB.
El letrado estima que el monto del fraude perpetrado por Peirano supera fácilmente los mil millones de dólares.
Fue en setiembre de 2002 que una de las empresas defraudadas se conectó con Moyano para iniciar un juicio en Argentina, que fue dejada de lado por los elevados costos de litigio. El abogado Moyano, en aquella instancia, había declarado: “Antes de iniciar la demanda, yo inicié una investigación que duró cuatro meses, porque tenía sospechas de que Peirano estaría en EEUU. Sabíamos que de Paraguay fue a Buenos Aires, luego a Suiza, pero de ahí nunca más volvió a Sudamérica”. En esa oportunidad el Dr. Moyano agregó que a través del seguimiento de las cuentas del Grupo Velox y de Juan Peirano, se pudo detectar el sitio donde residía el prófugo en los EEUU. Incluso llegaron a contactarlo antes de ser detenido, pero Peirano se mostró renuente para llegar a un acuerdo extrajudicial con los reclamantes. Fue entonces que denunciaron su domicilio a las autoridades de EEUU en razón que existía una orden de captura promovida por el gobierno uruguayo para lograr su extradición que finalmente se concretó.
El Banco de Central de Paraguay denunció al Brown Brothers Harriman (BBH) y al Deutsche Bank AG, sucursal de Nueva York, de participar en el encubrimiento del dinero defraudado por los Peirano, violando normas regulatorias bancarias de los EEUU y escondiendo las cuentas. El caso se arregló amigablemente en el año 2006.
Los ahorristas defraudados denunciaron además quince cuentas que operan u operaban en EEUU en beneficio de los Peirano, a saber: Bank of America de New Jersey, dos cuentas en el Banco Atlántico de Miami, otra en el BBH de Nueva York, otra en First Union/Wachovia de Nueva York, cinco cuentas en el recién quebrado Merrill Lynch, que en Uruguay dirige el Dr. Ignacio de Posada, otra en el Refco Emerging Markets de Miami, dos en Salomon Smith Barney Inc., también de Miami, una en el Standard Chartered Bank an Co. de Nueva York y finalmente otra en la Banca della Switzera Italiana de Nueva York. Seis de estas cuentas se ubicaron en la referida Banca della Switzera Italiana de Suiza, en el Deutsche Bank de Ginebra, en el Bank du Luxembourg SA, en el Swiss Bank Corp, de Nueva York y Suiza, en el Credit Suisse First Bank y en el Barklays Bank. Además se supo que su amigo Edward Ruffo le proporcionó una tarjeta Mastercard a nombre de John P. Basso y que Juan Peirano Basso pagó a su abogado Michael Terziano con un cheque de la cuenta de Ruffo, con quien también compartía una cuenta bancaria en conjunto en el Bank of America de Clarskville. Juan Peirano Basso también poseía una cuenta en Legend Bank, a nombre de John P. Basso. El ahora procesado banquero, Juan Peirano, admitió que constituyó una corporación llamada River Bank Consulting Services LLC en Tennessee, EEUU, aunque no dijo que también había formado una compañía en Nueva Orleans, con su amigo James Edward Burke, para lo que contrató al abogado Lee W. Rand de la misma ciudad.
Burke dirige una compañía llamada Imusol Trading Co., con sucursales en Alemania, Hungría y Suiza y había anunciado que invertiría unos U$S 500 millones para producir películas para Hollywood sin identificar la fuente de sus ingresos.
Imusol Trading SA es una subsidiaria en Uruguay de Imusol Trading Co., de la que aparentemente el Banco Central del Uruguay (BCU) y las autoridades no se enteraron.
El BCU asistió al Grupo Peirano por U$S 400 millones. El abogado de Juan Peirano Daniel Sellanes solicitó recientemente la excarcelación de su defendido en la visita de cárceles, pero la Suprema Corte de Justicia se la negó. Respecto a su vinculación con esta operación, el abogado negó responsabilidad. “No sé nada de este asunto”, respondió al semanario “Búsqueda”.

>>> Ver además
http://elmuertoquehabla.blogspot.com.uy/2012/03/el-caso-gonzalo-fernandez-otra-vez-en.html
clic para ver

Acuarele de complicidades







0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada